MdM Team

Todo suma y nada… resta

Archive for the ‘Anecdorario’ Category

Partigazo

Posted by fjmachin en 10 agosto 2010

Seguro que ya saben que me fui para el sur unos días con la familia, a descansar que falta nos hace. La actitud en estos casos suele sar la de jartarse a comer en el buffet del “Todo Incluído” con el desenfreno habitual de este tipo de restaurantes. Pero claro, hay que mantener la línea y eso exige hacer un poquito de deporte.

Antes de ir para Taurito me miré alguna posible ruta que hacer y el viernes tiramos pa’bajo. Ya llegado el sábado, como es costumbre Yone nos pone a todos en pie tempranito en la mañana, en este caso a eso de las 7. Pues nada, me preparo para salir a correr casi en ayunas, pero con ganas, de buen ánimo. Después del calentamiento preceptivo, arranco a correr desde el hotel, primero en cuesta abajo unos 700 metros; luego cojo un camino de tierra unos 500 metros; deshago el camino de tierra y ya voy completando casi un par de kilómetros, con la mirada puesta en llegar a la Playa de Taurito para echar unas series que falta me hacen.

Pues eso, que pensando en una cosa y la otra, no veo un pedazo

Detalle de la mano derecha, la más afectada. Ni de chiquillo chico me hice nunca ese desastre en la mano.

de hoyo que había en el asfalto; meto la pata ahí y sin darme cuenta me veo patinando por el suelo como dos metros. Ostión donde los haya. Casi sin creerme que me había caído, me levanto, me veo las manos echas polvo y ensagrentadas, pero estoy entero y de una pieza. Con algo del dolor propio de estas ocasiones, decido seguir para la playa, corriendo nuevamente a buen ritmo. Y hablando de ritmo, miro para el Garmin y me encuentro lo peor de la caída: le estallé el cristal en tres trozos. Ahora sí me cawenlaputa. Los arañazos y demás se me van a curar, pero lo del Garmin me va a doler aún

Detalle de la mano izquierda. Aunque el lado izquierdo del cuerpo fue el peor parado, esta mano quedó mejor que la otra.

más. En la playa me hice unas series y me metí un poco en el agua a limpiarme. Después de un ratillo, me limpio los pies y otra carrerita hacia el hotel. En total, unos 5 km en unos 28 minutos, buen ritmo para mí.

Ahora, al llegar a casa compruebo que el tema de que se estallen los cristales del Garmin es bastante habitual (en mi caso, además, justificado…). Por lo visto repararlo sale por un buen pico (como 100€) así que creo que me saldrá mejor hablar con algún relojero amigo

Cristal del Garmin reventao... eso sí es dolor.

de la zona, a ver si se puede hacer alguna cosa…

A cuidarse…

Posted in Anecdorario | 4 Comments »